Plasma rico en plaquetas (PRP)

El plasma rico en plaquetas (PRP) es un material biológico autólogo, es decir, que se obtiene de la misma sangre del paciente, tomando una muestra por una punción venosa, que posteriormente se centrifuga para separar los distintos componentes (glóbulos blancos, rojos, plaquetas, plasma). Una porción del centrifugado contiene plasma rico en plaquetas, que son las células que participan en la coagulación. Estas poseen una gran número de sustancias llamadas “factores de crecimiento” que promueven la migración y división celular. Estos factores tienen el potencial de estimular la respuesta reparativa de los tejidos dañados, por ejemplo en la tendinosis,​ motivo por el cual se realiza este procedimiento. En los últimos años se ha reconocido el potencial beneficio del PRP en el tratamiento de lesiones crónicas y agudas del sistema músculo esquelético (tendones, ligamentos y músculos).

El PRP al ser autólogo, tiene un riesgo mínimo de ocasionar reacciones inmunes o de trasmisión de enfermedades infecciosas o contagiosas. Las reacciones descritas por el uso de PRP son extremadamente raras. Los principales riesgos incluyen infección local (<1%) y dolor en sitio de inyección.

Inmunomodulación con plasma

La finalidad del sistema inmune es defender al organismo de patógenos extraños (virus, bacterias, hongos y parásitos), vigilar y reducir la aparición de mutaciones celulares, y también mantener un equilibrio interno de tolerancia inmune y controlar tendencias post inflamatorias por lo que ejerce importantes funciones de regulación.

La inmunomodulación es una alteración inducida de la inmunidad, en este caso por estimulación por inmunización pasiva con plasma que contiene sobre todo Factores de crecimiento (FC). Los factores de crecimiento pertenecen al grupo de las citoquinas y se encuentran en todas las células del organismo, pero en mayor proporción en las plaquetas.

Beneficios

  • Regeneración general de los tejidos.
  • Estimula el sistema inmunológico
  • Vitalidad
  • Completo mejoramiento y restablecimiento de la salud
  • Mejoramiento general de la calidad de vida

 

Estética: aplicación de PRP en cuello y rostro

Tratamiento restituido idóneo para ser aplicado en pieles maduras que presenten signos de envejecimiento o en pieles jóvenes con marcas de acné. Produce importantes beneficios sobre la piel envejecida, restaura la vitalidad cutánea, aumenta su grosor y recupera la consistencia elástica.

Beneficios

  • Visible disminución de las arrugas
  • Eliminación de las finas líneas de expresión
  • Disminución de las manchas
  • Recuperación de la elasticidad de la piel
  • Desinflamación general del rostro y cuello
  • Regeneración de la piel

El tratamiento de plasma rico en plaquetas no requiere de hospitalización ni anestesia y el tiempo estimado por sesión no suele superar los 30 minutos. Los resultados no son permanentes ya que se trata de un tratamiento temporal, es por ello que la mayoría de doctores recomiendan someterse a tres tratamientos al año. Tras el tratamiento y los dos días posteriores es normal que la zona tratada se encuentre con eritema (enrojecida), hay que evitar durante ese lapso la exposición al sol.

Está contraindicado para personas que sufren de cáncer de piel o problemas de coagulación, pacientes que presentan diabetes, personas con colesterol elevado; ya que no se obtendrá un buen plasma al final de ser centrifugado el cual no brindará los mismos resultados.

 


 

Referencias científicas

Category
Tratamientos

Todos los derechos reservados © Clínica La Veró, 2021

Políticas de privacidad

Desarrollado por melimeraki